Carta a la Luna 349 – Aún estoy aquí

Desperté y todavía cicatrizando
estas cartas en la luna orbitando
sin mentirme ahora cambio y doy un paso
la verdad es un instante en intervalos
bajo el sol un latido fue menguando
pero aún estoy aquí

Ahora abrazo algún vacío
el camino cae conmigo
el calor haciendo frío
soy igual, el mismo tipo, soy distinto
de mis huellas nacen textos, mueren sueños
astronauta, estoy presente pero lejos y ausente
pero aún estoy aquí

Sigo extraño conociéndome de nuevo
casi un año escribiendo, haciendo sombra en el cielo
la sonrisa en amuleto y un disparo como un trueno
otro paso, estoy más cerca
el corazón siempre lo intenta
una luz y es de noche, otra vez
la canción gritó en silencio al nacer
aún respiro allí en el fondo
el espacio esta muy solo
todos se tienen que ir
pero aún estoy aquí.

Carta a la Luna 337 – Soñando al despertar

La herida era un fantasma
una frase ensayada, enyesada
este astronauta ahora parte
se rompe en olas sobre el mar
reúne un respiro para el final
la gravedad ahora pesa un poco más
las cartas que no llegan
de mi se olvidarán
que encierro puede ser la libertad
cuando sales a volar, pero sin alas
eres preso de la brisa en picada
en segundos eres nada y aceleras
apretando el corazón
mientras sientes que no llegas
pero ya no eres, eras
golpeaste otro paisaje
te adueñaste de un instante
hombre del espacio
duérmete despacio y sueña
sueña al despertar.

Carta a la Luna 301 – Rumbo cero

Rápido, me gatillo en respuesta
a la pregunta espacial de mi final
entre estrellas hubo encuesta
apostaron que no respiro de verdad
¿fui un loco por quererte?
¿fui más cuerdo por callar?
nada importa en realidad
el camino va a acabar
y empezar en otro giro
eterno, extraño, tan voraz
astronauta, más o menos
luna llena, sonreirás
las heridas siempre cierran
y las huellas quedarán
siempre te miré con el iris de mi vida
y soñé por el espacio estelar
recordé la canción sobre un tipo
que te vino a buscar…

Carta a la Luna 299 – Dicen tanto

Dicen, que seguro cambió la estación
a pesar de lo que congeló
que se escucha hasta mi corazón
que quizás ya perdí la razón
dicen, que por fin aprendí a querer
que encontré sólo porque perdí
que seguro no pueda volver
dicen, que robé una nave espacial
de la luna y de la mujer
que por fin aprendí a esperar
que abracé una estrella fugaz
dicen, que aprendí a reírme de mi
que escribí cada día por ti
que pinté tu sonrisa en papel
dicen, que se acerca a galope el final
la mentira juega a ser verdad
que la música otra vez cantará
dicen, que la vida vuelve a girar
que un segundo sabe a eternidad
que subió y que caerá
dicen, que me importa y que así será
y tal vez lo correcto esté mal
que aún respiro y vuelvo a soñar…

Carta a la Luna 297 – Magia, tal vez

Magia, llámalo magia
que me permite estar aquí
realidad disfrazada quizás
recurso en curso por sobrevivir
fin, sé que es hora del fin
llega a gotas pero llega
esta vez lo voy a permitir
quería romper nuestras fronteras
quería escapar muy dentro de ti
respiro y existo un rato
desvisto el misterio de mi
aún astronauta novato
aún la verdad al mentir
luna, que giraste oscura
luna, que incendiaste el alba
luna, fue por ti y por ninguna
luna, ahora viajo en calma…

Carta a la Luna 289 – Viajando

Viajando y respiro de regreso
viajando aprendí a estar despierto
viajando dando giros y conmigo
viajando, tan errante el destino
viajando con el corazón distante
viajando y nada es tan importante

Viajando me desgasto en el tiempo
viajando hoy me siento como nuevo
viajando capeando el siniestro
viajando, recordando algo nuestro
viajando con los pies pisando el suelo
viajando siento el cuerpo más ligero

Viajando con la locura consciente
viajando el miedo es irreverente
viajando abrazado a lo imposible
viajando nada es irreversible
viajando siento frío pero quema
viajando en libertad por el dilema
viajando se hace débil esta pena

Viajando quiero igual pero distinto
viajando sonriendo y luego existo
viajando en silencio y entre gritos
viajando solo doy y ya no exijo.

Carta a la Luna 281 – Sin estar

Estoy, si, pero no
estoy sólo aquí
congelado
rompiéndome
y en pedazos
recogiendo
lo que pueda llevar en los brazos
estoy porque si
pero en realidad me fui
pero sigo
sin respuesta
sin respiro
las estrellas ya sin brillo
oxidadas van cayendo
te busqué y me fui perdiendo
estoy, pero no quiero estar
no volviste a mirar
ni a girar esa sonrisa hacia mi
poco queda ya de ti
y no dices nada
censuraste las palabras
las canciones
las mañanas
te extrañé por muchas lunas
te esperé como a ninguna
es en serio cuando escribo
para ti cada latido
que partió y no volvió
corazón que marchitó
en tu invierno
olvidado
sin cuidado
atrapado en el pasado.

Carta a la Luna 276 – Restos

El tiempo se me deshizo
subjetivo y tan inútil
extraño y ajeno como tú
porque estabas y ahora no
todo y nada de sabor
ridículo astronauta
divago sin motivo
sin calor
y el motor podrido
por confiar me desnudé
me encontré perdido
sin ti y sin respiro
escribí otra vez
con la tinta
del silencio
y de ese ruido
del espacio
ahora vacío
y otro verso
arrancaré
por la luna
que se fue.

Carta a la Luna 271 – Antes y hoy

Antes de ti
todo lo demás
antes de hoy
ayer y algo más
quedaste y moviste
el resto al final
cuando te fuiste
y eliges no hablar
ya no espero sentado
me muevo otra vez
sin haberte encontrado
quién sabe por qué
antes de mi
había un presente
muy diferente
latía inerte
contigo y sin ti
perdido aquí
respiro y vuelvo
no sé si me quedo
yo sigo aquí
mañana conmigo
y ahora sin ti.

Carta a la Luna 263 – Para seguir, aunque no estás

Para seguir
me gusta imaginarte
aunque me duela
porque golpea
me gusta recordarte
aunque me hiera
esa sonrisa
en cuarto menguante
y esos ojos
donde perdido
te descubrí
donde te vi
realmente, a ti
sin exteriores
sin tantas voces
sólo canciones
y ahora tú
tan extraviada
y ahora todo
me sabe a nada
y aún no sé
por qué no dices
si me recuerdas
o lo que esperas
no sé por qué
te quiero tanto
por qué respiro
y sigo vivo
y sin dudarlo
aquí te escribo
aunque no estás
sigues conmigo.