Carta a la Luna 381 – Ida

Despegó, hacia el sur
todo azul, el mar te besó
no importa al final
tal vez no te vea más

Empezó, un compás
que no oía palpitar
cuando alguien se va
tal vez no vuelva más

Escribo, desde aquí
siempre algo sobre mi
cuando tenga que marchar
tal vez no deba mirar atrás.

Carta a la Luna 368 – En busca de la Luna

Quise decir que no y siempre dije si
olía sospechoso, igual me lo comí
abrí de par en par la puerta de mi pecho
mi viejo corazón quedó al descubierto
no quiero recordar si no me hace feliz
no quiero el más allá, prefiero estar aquí
fui en busca de la luna y vuelvo con ninguna
todo esta bien así…

Volviendo a escribir para encontrar remedio
al tiempo que se va y a esta ley del hielo
sentí el palpitar, golpeando tan contento
hoy doy un paso mas, no busco y siempre encuentro
no quiero pedir más, prefiero dar de nuevo
no quiero pelear, ahora no siento eso
fui en busca de la luna y vuelvo con ninguna
todo esta bien así…

Carta a la Luna 283 – A veces, nada

A veces por tu pueblo
como un fantasma
en el desierto
nadie sale a saludar
nadie quiere contestar
vuelve sin respuesta el eco.

A veces por los suelos
como una huella
de un tiempo muerto
nadie sabe la verdad
nadie quiere recordar
vuelve frío tu silencio.

A veces por la historia
como un beso
en el recuerdo
nada vuelve a ser real
nada vuelve a palpitar
vuelve nada y nada espero.

Carta a la Luna 138 – Nadie antes como tú

Tú sabes la verdad, llevo una década más que tú dando vueltas por este valle azul, quiero dejar claro que nadie antes como tú me sucedió, aprendí a querer, a dar y al infinito esperar…nadie antes como tú.

Tú tienes que confiar, llevo más tiempo que tú cantando en este lugar azul, quiero querer, aprendí a quererte para en el espacio hoy, de vista perderte, no se dónde estás, tal vez te vuelva a encontrar…nadie antes como tú.

Tú tienes que comprender, estoy hecho de hueso y piel, me puedo echar a perder con tanto frío, no me puedo conservar si dejo de palpitar, todavía sé escribir cartas para ti, si quieres leerme…nadie antes como tú.

Carta a la Luna 74 – Ahora, mañana

Ahora que dejé el disfraz de malo,

que no doy un paso al costado,

que te quiero de verdad.

Ahora que no me cubre la impaciencia,

que ya no siento más violencia,

solo te quiero abrazar.

Ahora que la vida es tan corta

y tú lo que más me importa

le hago caso al palpitar.

Mañana es un sueño con tu boca,

tu sonrisa y esa curva peligrosa,

que estoy dispuesto a tomar.

Mañana nadie sabe y no sé si estaré,

pero por lo pronto apostaré,

todo lo que tengo y no me rendiré.

Mañana irme contigo a pasear por el espacio,

abrazarte entre las estrellas muy despacio,

un poema y un “te quiero” cada día sin retraso.