Carta a la luna 357 – Viaje y cambio

El sol cayó dormido, llueve en sal
el universo encendido, vuelve a gritar
nada más que un latido y todo acabó
este traje de cera se marchitó

El aire sigue extinto, todo acabó
lo que golpeaba en el pecho, no resistió
nada más que el abismo y todo empezó
la historia en las estrellas se fracturó

La melodía indigente, hoy renunció
cerré los ojos muy fuerte y todo vibró
nada más que un instante y algo murió
el viaje por la galaxia pronto cambió…