Carta a la Luna 389 – Giroscopio

Fui como huella tras mis pasos, voy descalzo
recorriendo otra noche el espacio, en la nada
las estrellas como lluvia de verano
sólo siento y no vuelvo a pensarlo

Y rompí mi piel
y aprendí a ver
corazón y giroscopio
este viaje está acabando

Fui como sombra tras las luces, del pasado
transgrediendo el silencio imaginario, mientras calla
los cometas sin deseos, van cansados
sólo siento y no vuelvo a pensarlo

Y rompí mi piel
y aprendí a ver
corazón y giroscopio
este viaje esta empezando…

Carta a la Luna 304 – Probable

Es probable que no quiera
o que quiera más probar
porque muere y todo empieza
es distinto este final

Las estrellas y tú, luna
el desierto espacial
los cometas y sus curvas
la sonrisa sideral

Es probable que no vuelva
es finito el nunca más
seguiré aunque me duela
todo vuelve a girar.

Carta a la Luna 298 – Cercano a lo lejos

Encierro abierto y campo espacial
libertad que interpreta el silencio
melodía inquilina lunar
haciéndome eco
estoy muy despierto
descifrando el principio final
voz alada rompiendo a cantar
un susurro ganando terreno
y este cuento, estoy más atento
afluencia en masa estelar
los cometas partiendo al llegar
grados menos y gravedad cero
ya no me detengo y no me contengo
precipicio sensual sideral
la mirada de nunca acabar
astronauta, escribo sin pausa
revivo en papel algo más
sonrisa en tsunami del mar
quemando este hielo
quebrando el cielo
el desgaste hoy me dejó nuevo
la caída me pone de pie
y el dolor me cura el cuerpo
y siento la piel, latiendo otra vez.

Carta a la Luna 231 – Desde la tristeza

Hoy escribo desde la tristeza,
adoptado por un golpe de frío,
hoy escribo descubierto, sin abrigo,
con el pecho hecho un nudo,
con el corazón tiritando, desnudo.

Hoy escribo desde la tristeza,
entre estrellas y cometas,
hoy escribo sintiéndome perdido,
con las manos asfixiadas,
con la frontera extraña y apagada.

Hoy escribo desde la tristeza,
porque lo siento y no lo elijo,
hoy escribo porque sigo vivo,
con todo el universo aquí, pero sin ti,
con el ruido del vacío dentro de mi.

Hoy escribo desde la tristeza,
enloquece sin remedio la razón,
hoy escribo al final de una canción,
con tu sonrisa al otro lado de mi llanto,
conmigo, sin poder evitar quererte tanto.

Carta a la Luna 198 – Te quiero

Quisiera decir lo que escribo, ganarle al tiempo y seguir vivo, ahora se acerca la locura y tú te fuiste con la cura, tengo un beso amarrado al corazón y aprieta tanto, tengo abrazos para ti aún guardados, te extraño y no sabes cuanto, creo oírte cuando canto, quiero alcanzarte y te quiero tanto…

Quisiera que ya no me duela, que el frío se quede por fuera, volverte a mirar y navegar por tu marea, tengo un conflicto con el aire, que ya no quiere alimentarme, tengo canciones que me suenan a tu nombre, tengo sin ti mucho vacío, yo me quedé y tú te has ido, quiero un motivo y te quiero tanto…

Quisiera seguir siendo artista, pero sin musa a la vista, la inspiración huele a traición y no sé yo, tengo el espacio sin estrellas, tengo cometas sin estela, un sentimiento que me declaró la guerra, tengo sin ti poco de mi, no sé porque no estás aquí, quiero encontrarte y te quiero tanto…

Carta a la Luna 191 – Conmigo nada

Conmigo, el espacio y el tiempo despacio, tú rostro en un recuerdo, tú sonríes si me acuerdo, las estrellas y el momento, dónde yo ya no me encuentro, la flaqueza en el aliento y sueño, solamente que despierto.

Conmigo ya no me enfrento, ahora que respiro lento, ya no sé donde estás, no podré volver jamás, tengo tanto y con nada, dejé tanto a mis espaldas, ya no me importa lo demás, solamente lo que siento…ahora que por fin despierto.

Conmigo y nadie más, los cometas ya sé van, el espacio devorando, siempre me estuvo esperando, las manos casi en los huesos, yo en pedazos en mis cartas, ahora que rodea tanto humo, ahora que no soy ninguno, sólo un tipo disfrazado de astronauta, despertando en la nada.

Carta a la Luna 183 – De mi

El fantasma de mi barrio se acercó a mi cabeza, el ruido de mis calles empieza, oscuro el espacio, las estrellas se alejan, cometas agotados caminan y no vuelan, yo sigo con mi viaje, no llevo equipaje… y sigo enamorado de ti, no sé que será de mi.

El recuerdo a patadas me despierta ideas, el triste argumento del silencio me espera, colores y paisajes de lugares remotos, quedaron en mi sueños y todos se me han roto, despierto en mi viaje, dentro de este traje…y sigo loco por ti…no sé que será de mi.

El momento que regresa, ya no sienta cabeza, el recuerdo de tus ojos, el sonido de tu risa, el calor entre mis manos, la musa en tu sonrisa, aprendí a esperar, a no tener prisa, yo sigo en tu camino, muero pero siempre revivo…y sigo respirando por ti…no sé que será de mi.

Carta a la Luna 182 – Vine y estoy

Vine a regalarte el corazón, vine desde lejos, en el medio ahora estoy, mi planeta allí atrás, un recuerdo, se acabó, las estrellas iluminan, los cometas difuminan, aquí estoy, vine y prometo que ya no me voy, vengo exactamente como soy.

Vine a regalarte unos poemas, vine sin temores, sin promesas, mi problema ahora es mi solución, si te veo siempre todo es mejor, universos estallando alrededor, sigo escribiendo enamorado, ya no guardo el pasado, sólo tengo lo que doy, vengo exactamente como soy.

Vine a regalarte también una canción, vine sin idea, con inspiración, vine atravesando el espacio exterior, el silencio inunda, por cada rincón, mis barcos naufragan, pero el capitán nunca se ahogó, vuelve a latir, aquí estoy, vengo exactamente como soy.

Carta a la Luna 181 – Entre nubes

Entre nubes viejas espaciales, hay efectos especiales y se nubla la razón, entre el lápiz y mis manos hay un nexo, siento fuego, el papel resistirá, entre el cielo y el infierno, la galaxia y tú, entre música estridente hoy me pierdo y no estoy, entre estrellas y cometas nada vibra sin tu voz.

Entre golpes, meteoritos no me dejan maniobrar, hay defectos especiales pero voy a continuar, entre tanto mis latido necesitan ser oídos, entre todo lo que tengo y lo que he perdido, tu mirada está presente, entre el frío del ambiente tu calor se me grabó, entre estrellas y cometas, si no estás no hay color.

Entre todo lo que quiero, tú siempre estás primero, aunque duela y me mantenga respirando de ilusión, siento tanto, si te veo, siento más si eres feliz, entre mares y siluetas juro que una vez te vi, hace años, ya soñaba con tu vida, utopía en carne y hueso que se hizo realidad, pero quizás, no pueda llegar a ti, aún así, jamás me voy a rendir, entre la suerte y el uno por ciento, entre el milagro y todo lo que siento…entre tantos universos, si no estás, no está completo…

Carta a la Luna 142 – Ojos,boca y manos

Ojos de fuego, lluvia tenue por mi rostro espacial, sal adicta a los sietes en mi traje, corazón rebelde de equipaje, con un grito que no escucho más, piel convicta en un tren de hielo, pies de adorno sin retorno, lo que quiero se perdió, lo que sueño se extinguió, ya no duermo pero aún escribo, aún puedo respirar.

Boca de viento, sabor a desierto en un beso espacial, desvaríos espontáneos sobre algo que no está, luz de luna me dejó con sed, sin una gota más para poder beber, gravedad que pesa, cuerpo de papel, exhalando lento no voy a correr, aprendí tal vez a esperar, ya no duermo pero aún escribo, aún puedo respirar.

Manos de hierro, papel infinito y ganas en espiral eterna, textos intermitentes a la luz de las presentes, estrellas susurrando un poco de luz, cometas despegando desde tu ciudad, moraleja desaprendida, para darle bienvenida a una nueva libertad, aprendí a despertar y ya no duermo, pero aún escribo, aún puedo respirar.